De la ONLAE y otros demonios

Durante los dos años que trabaje en la agencia de Marketing Promocional me tuve que “pelear” con la ONLAE en diferentes ocasiones. Por si alguien no lo sabe la ONLAE es  la Organización Nacional de Loterías y Apuestas del Estado. Muchos os estaréis preguntado porque mis peleas con ellos, ahora os lo explico: ellos consideran cualquier promoción donde el regalo (en efectivo o el valor material del mismo) supere los 300€ es una apuesta y, por lo tanto, tenemos que declarar este regalo con la correspondiente reducción de IRPF. Si, es un lió tremendo.

Documentos que tienes que entregar a la ONLAE:

1: Bases legales de la promoción (que describe, entre otras cuestiones, la mecánica promocional).

2: Facturas de los premios o declaración de la relación detallada de los premios con expresión de su precio.

3: Fotocopia del C.I.F. de la empresa.

4: Fotocopia del Impuesto de Actividades Económicas.

5: Maqueta de la etiqueta promocional.

¡Fácil! Pensaréis… A veces no es tan fácil que las empresas te proporcionen toda la información para poder realizar esta acción… lo que he sufrido yo para que me entregaran el Impuesto de Actividades Económicas.

Si alguno de vosotros ha trabajado realizando campañas, como sabréis, siempre vamos con el “timing” más ajustado del mundo y si no podemos entregar estos documentos a tiempo es muy posible que no podamos lanzar la campaña por miedo a la multa que nos puede caer.

Bueno, esta es una de las partes desconocidas de las campañas de Marketing Promocional.

En breve os hablaré de los ficheros NOTA y la AGP. ¡Y también de las famosas Bases Ante Notario!